Iniciar sesión: Media Center

Compra nuestro chocolate online:

Acceder a la tienda online

Cómo derretir chocolate y lograr que no se endurezca

Fundir chocolate y que no se solidifique es uno de los grandes desafíos para los amantes de la repostería casera. Mantener el chocolate derretido es casi imprescindible para preparar algunas de las mejores recetas de postres, desde una irresistible fondue para bañar fresas o nubes hasta aderezar galletas, bizcochos o helados. En todos estos casos, si el chocolate se endurece y ya no puedes sumergirlo ni verterlo, la magia se pierde.

A continuación, te vamos a explicar los mejores trucos para derretir chocolate sin que se endurezca. Concretamente hay dos métodos principales, aunque debes prestar atención a todos los detalles.

Chocolates Torras Tienda

¿Qué saber antes de empezar a fundir chocolate?

En primer lugar, asegúrate de que todos los materiales que vas a usar para derretir y manipular el chocolate están 100% secos, ya que estudios como el de la Universidad de Princeton aseguran que si se pone agua en el chocolate derretido, incluso una sola gota, se recristalizará. Esto incluye los cuencos, la espátula, el termómetro… 

Sí, has leído bien. La segunda recomendación es usar un termómetro de cocina para asegurarte de no sobrecalentar el chocolate, especialmente con el método del baño María. Uno de los mayores errores se encuentra aquí y pasarse de temperatura podría arruinar tu receta.

También te sugerimos que prepares pequeños cuencos, en lugar de ponerlo todo en uno, especialmente si tienes previsto fundir mucho chocolate. 

Por último, debes saber que existen tabletas de chocolate que se funden mejor que otras. Dos de los productos estrella de Chocolates Torras son el chocolate blanco para fundir y el chocolate negro vegano para fundir. Ambos son sin azúcar, aunque nos jugamos lo que quieras a que no lo notarías, y sin gluten. Estas dos tabletas se funden mucho mejor que las tabletas corrientes porque contienen más manteca de cacao, siendo así las más indicadas para preparar postres.

Torras classic postres blanco

Derretir chocolate en el microondas sin que se solidifique

El primero de los dos métodos para fundir chocolate es haciendo uso del microondas. Primero, pica el chocolate en trozos pequeños y ponlos en un bol de vidrio pequeño. 

A continuación, ponlos 30 segundos al 50% de potencia de tu microondas. Pasado el tiempo, remueve el chocolate (preferiblemente con una espátula de goma) y continúa calentándolo en intervalos de 30 segundos hasta que se vea brillante, líquido y suave.

Derretir chocolate al baño María sin que se solidifique

Para fundir chocolate al baño María necesitarás un cazo, olla o cazuela con agua hasta un poco menos de la mitad de su capacidad. Encima deberás colocar un bol o cuenco más pequeño apto para calentar. Como ya sabes, es importante que el agua nunca entre en contacto con el chocolate y, además, debes evitar que el bol/cuenco toque el fondo del cazo/olla/cazuela

Pon el chocolate troceado en el recipiente superior y, seguidamente, caliéntalo a baja potencia para que el agua vaya aumentando de temperatura, evitando que llegue al punto de ebullición.

Con una espátula, remueve el chocolate de vez en cuando y controla su temperatura con el termómetro de cocina. El chocolate fundido nunca debe superar los 50 grados para evitar que se sobrecaliente.

Derretir chocolate y que no se endurezca

Una vez que tengas el chocolate derretido, tanto mediante el microondas como el baño María, úsalo inmediatamente en tu receta. Algunas ideas originales que pueden servirte de inspiración son estas crepes de chocolate negro y naranja, el inigualable batido de café y chocolate y uno de nuestros favoritos, el volcán de chocolate.

Para finalizar, recuerda especialmente estas tres claves

1- Que no caiga ni una gota de agua en el chocolate.

2- Evita que se sobrecaliente.

3- Usa chocolates de repostería como los de Chocolates Torras.

Chocolates Torras Tienda

Share This

Copy Link to Clipboard

Copy