Hay momentosen los que la naturalidades realmente deliciosa.

Muchos amantes del chocolate se preguntan ¿Cómo un chocolate tan natural puede ser tan delicioso? ¿Cómo unos ingredientes naturales cuidadosamente seleccionados pueden combinar de forma tan irresistible con un chocolate sin azúcar y sin gluten? Maravillosa contradicción.

Bienvenidos a la deliciosa naturalidad.

Lo normal es poder comer chocolate con naturalidad y eso es realmente delicioso.

Torras cascade 1
Torras Cascade 2
Torras cascade 3

Lo natural es disfrutar del chocolate cuando te apetece. En el sofá con tu pareja, en el trabajo, en la calle si lo llevas en el bolso… Lo natural es poder disfrutar de un chocolate con unos ingredientes naturales sin pensar en si tiene azúcar o gluten. En definitiva, lo natural es poder comer chocolate sin prejuicios y eso es naturalmente delicioso.

Lo natural es no tener remordimientos cuando comes chocolate.

Lo natural es ser como eres y eso es delicioso.

Porque eres así, natural. Porque te gusta y te apasionan esos pequeños detalles de la vida. Porque te llena ser así, no complicarte y apreciar con sencillez y respeto todo lo que nos brinda la naturaleza. Por que ves la vida con esa deliciosa naturalidad. Torras es tu chocolate.

La Deliciosa Naturalidad de...

Bonito

Cuando algo es bonito siempre nos llama poderosamente la atención y si encima el nombre de esta iniciativa es Bonito, aún más. Prendas sensibles, cercanas, reales y naturales creadas a partir de algodón orgánico 100% natural. Una marca que nace desde la inspiración de sus creadores que encuentran al surfear olas por medio mundo. Para nosotros es delicioso descubrir un proyecto tan natural y Bonito como el vuestro.

¿Qué te inspiró para crear tu proyecto?
Ver que las marcas con las que nos habíamos hecho mayores no habían evolucionado. Y nosotros sí. Queríamos crear una marca para los surfistas a los que les gustan las cosas bien hechas, en mayúsculas. Para los que aprecian el buen diseño y la máxima calidad, pero que también piden a la marca compromiso con el planeta y la sociedad en su conjunto. BONITO no es mas que el resultado de algo muy natural, el paso del tiempo. Una marca transversal que te puede ofrecer una camiseta, una botella de vino o una crema para hidratarte. Pero siempre vinculada al surf y a sus valores, naturalmente. 

¿Por qué crees que la naturalidad de tu proyecto puede llegar a ser realmente deliciosa?
Para nosotros no hay nada mas naturalmente delicioso que hacer surf. Porque si estás en el mar, lo natural es jugar con las olas. Igual que si quieres una camiseta de delicioso tacto, lo natural es ponerte una de algodón orgánico. Como lo natural es colaborar con los que tienes cerca, por ello toda nuestra producción es local. Y natural es ayudar a los que mas lo necesitan, motivo por el cual creamos SOCIALITO, nuestro programa de apoyo a chic@s en situaciones familiares desfavorables. Porque al final, lo natural es ser natural, y es así como se comporta BONITO.  

¿Cuál es tu momento favorito para comer chocolate?
Antes de ir al agua. Y al salir. Comentando la jugada. Mirando una serie. Buceando en Instagram. En una visita fortuita a la nevera. Con un buen café. Y también sin él. A escondidas de los niños. Y con ellos. En fin, casi siempre. ¿Nos mandáis un palet? ¡Gracias! 

Mamalula

Belleza en la imperfección de sus líneas, en su sencillez y en los materiales, belleza en la idea y una naturalidad desbordante. Así es la deliciosa naturalidad de Mamalula, una iniciativa con un gusto exquisito y lleno de creatividad que crea joyas atemporales, conceptuales y minimalistas. Las creadoras nos transmiten: “Nos inspiramos en lo todo lo que nos rodea, la naturaleza, el arte, las emociones cualquier cosa que nos mueve por dentro nos ayuda a la hora de crear”…Pues a nosotros nos habéis conmovido y eso es delicioso.

¿Qué te inspiró para crear tu proyecto?
Tenemos debilidad por el trabajo hecho a mano y en Mamalula encontramos una forma de combinar artesanía, diseño y creatividad, otra de nuestras pasiones.
Creamos la marca de joyería artesanal con un objetivo: ofrecer una joyería donde los conceptos artesanía y diseño contemporáneo fueran de la mano para crear joyas diferentes, cargadas de personalidad, simbolismo, diseño atemporal y calidad. 

¿Por qué crees que la naturalidad de tu proyecto puede llegar a ser realmente deliciosa?
No nos guiamos por las últimas tendencias, creamos joyas atemporales, ajenas a las modas. En un momento en el que la moda cambia más rápido que nunca, nosotras defendemos el valor del tiempo, las cosas hechas con delicadeza y sin prisas. Igualmente reivindicamos el valor de la imperfección, “la belleza de lo imperfecto” que solemos decir, aquello que por pequeño que sea hace que un objeto sea único y bello en su esencia. 

¿Cuál es tu momento favorito para comer chocolate?
¡Elegir sólo uno es difícil! Somos muy de chocolate, quizás el momento que no nos saltamos casi nunca es después de cenar tumbadas en el sofá, jeje. 

Espartéame

Hoy queremos lanzarles nuestro apoyo a uno de esos proyectos que nos encantan por muchos motivos. Porque han recuperado una técnica milenaria que llevaba miles de años sin actualizarse, porque es natural y es una deliciosa idea. Es Espartéame, una iniciativa que defiende y reinventa una tradición que nunca se debería perder. Felicidades por vuestra deliciosa naturalidad.

¿Qué te inspiró para crear tu proyecto?
El proyecto surgió de una forma un poco fortuita. Mi relación con el esparto antes de emprender era prácticamente nula. Una mañana me encontré una cesta de esparto en miniatura y me la puse en el dedo como si fuera un anillo. En ese momento comencé a pensar en todas las posibilidades que tenía el esparto como materia prima y comencé a empaparme de todo lo relacionado a esta técnica con artesanos locales. Utilicé el proyecto como trabajo fin de carrera, creando una campaña de publicidad para Espartéame. 

¿Por qué crees que la naturalidad de tu proyecto puede llegar a ser realmente deliciosa?
Los productos creativos que realizamos con el esparto son un soplo de aire fresco en una técnica milenaria que llevaba miles de años sin actualizarse. Por este motivo nuestro producto tiene detalles muy cuidados y una calidad muy buena. Creo que por eso gustamos tanto como vuestros chocolates. 

¿Cuál es tu momento favorito para comer chocolate?
Creo que cualquier momento es bueno para comer chocolate, siempre y cuando sea de buena calidad y con un sabor inmejorable. El mejor momento es cuando dejas que se deshaga poco a poco una onza de chocolate en tu boca, ¡no lo cambio por nada! 

Cabanes als arbres

Dormir en una cabaña encima de un árbol rodeado de naturaleza es el sueño de cualquiera de nosotros que amamos la naturaleza y este estilo de vida. Cuando conocimos el proyecto de Cabanes als arbres nos enamoramos como niños de la iniciativa. Y es que poder disfrutar de esta aventura con toda la naturalidad es simplemente delicioso.

¿Qué te inspiró para crear tu proyecto?
Los Árboles. Soy originario de los Alpes y estuve 10 años trabajando en los bosques vírgenes y tropicales antes de llegar a Les Guilleries. Quise compartir este Amor y entonces pensé que la mejor manera era ofrecer el realizar un sueño de niño: dormir en un árbol, de la forma más natural posible pero con las comodidades básicas que necesitamos cuando ya no somos niños. Así que después de haber abierto el primer parque de aventuras en los árboles, fuimos pioneros en el primer alojamiento de Cabanes als Arbres del País.

¿Por qué crees que la naturalidad de tu proyecto puede llegar a ser realmente deliciosa?
Tenemos una filosofía muy clara desde el primer día: en la medida de lo posible, nos adaptamos a la naturaleza y no hacemos que ella se adapte a nosotros. Lo delicioso es saber que nada de lo que hacemos es irreversible: nos queremos fundir con ella y para ello somos inventivos, persistentes y respetuosos. Aquí no hay pasillos de hormigón, no siempre hay cobertura móvil, nuestras televisiones son ventanales inmensos que nos ofrecen además de las vistas, conciertos de silencio o pájaros y mil olores. Recordar unas horas que nosotros tambien venimos de esta naturaleza es mágico.

¿Cuál es tu momento favorito para comer chocolate?
Todos! Pero en especial 2: estar en el tumulto de la ciudad y desconectar de todo respirando hondo con un trozo de chocolate en la lengua. Y el segundo, estando en medio del bosque en pleno silencio.

Anaquiños de papel

Si hay alguien que se identifique a la perfección con nuestro concepto “Deliciosa Naturalidad” son Cris & Bea de Anaquiños de Papel. El amor por el papel y su naturalidad como material le ha hecho llevar su creatividad y talento a niveles visualmente deliciosos para nuestros ojos. Una expresión artística que nos deleita con estos “Anaquiños (trocitos en gallego)” con tanta naturalidad.

¿Qué te inspiró para crear tu proyecto?
La pasión por lo hecho a mano. Crear objetos únicos empleando como materia prima el papel.

¿Por qué crees que la naturalidad de tu proyecto puede llegar a ser realmente deliciosa?
Porque vivimos en un mundo cada vez más tecnológico, donde todo se vive a través de una pantalla. Volver a lo natural, al contacto con las personas, con lo hecho a mano, es esencial. Nosotras empleamos como materia prima el papel, un material que cada vez se usa menos. Quizás por eso la gente se sorprende con nuestros Anaquiños, porque les cuesta creer que con un simple trozo de papel se puedan crear cosas tan maravillosas como flores, lámparas, animales…

¿Cuál es tu momento favorito para comer chocolate?
Durante la merienda, después de cenar… realmente ¡cualquier momento es bueno! jejeje

Lusesita

Siempre es un privilegio dejarse iluminar por el talento de Lusesita. Creaciones que son pura dulzura, mucha sensibilidad y un lenguaje libre de formas para conseguir esa frescura y naturalidad en sus obras. Todo lo que crea Lusesita es delicioso, y es natural que la apoyemos para que siga haciendo cosas bonitas.

¿Qué te inspiró para crear tu proyecto?
Para cada proyecto que hago me inspiro en diferentes temas, al desarrollarlos siempre aparecen formas orgánicas y colores suaves que acompañan mi obra. Me inspiran artistas como Alexander Calder, Isamu Noguchi, Hilma af Klint, Franz West, Rosa Loy… y muchos más.

¿Por qué crees que la naturalidad de tu proyecto puede llegar a ser realmente deliciosa?
Trabajo siempre a mano, no utilizo moldes. Cada una de las piezas que elaboro es una pieza única, y después de muchos años y una vez aprendidas las técnicas, puedo centrarme en un lenguaje más libre y dar importancia a la frescura y naturalidad en mi obra.

¿Cuál es tu momento favorito para comer chocolate?
Me encanta el chocolate. Como chocolate cada día, sobre todo después de almorzar y cenar. Sin chocolate, la vida sería muy triste.

Bravanariz

Esta vez nos ha cautivado, y no solo por el olfato, uno de los proyectos con más sensibilidad que puedas experimentar. Una manera de reconectar con la naturaleza, para despertar nuestros sentidos y no olvidarnos de que somos naturaleza. Una idea deliciosa para vivirla en la máxima naturalidad.

¿Qué te inspiró para crear tu proyecto?
La fuerza y belleza de nuestros paisajes. El poder cautivador de la naturaleza, que nos supera en todo momento, y nos hace sentir pequeños y a la vez parte de un todo. Y, en concreto, la superioridad del reino vegetal, que se comunica a través del olor, perfumando el aire, lanzando mensajes codificados que estamos muy lejos de comprender pero que nos afectan poderosamente.

¿Por qué crees que la naturalidad de tu proyecto puede llegar a ser realmente deliciosa?
Porque somos naturaleza, por mucho que intentemos olvidarlo. Y lo natural nos sienta bien, porque nos reconcilia con lo que somos, con nuestra esencia. La experiencia de reconectar con la naturaleza, tanto la interior como la que nos rodea, es una auténtica delicia. Una fiesta para nuestros sentidos. Y el olfato, que es nuestro sentido más primitivo y animal, es especialmente sensible a eso. Nuestros perfumes te hacen redescubrir la sensualidad aromática del entorno natural y te invitan a oler salvaje. En cierta manera, son liberadores. ¿No es eso delicioso?

¿Cuál es tu momento favorito para comer chocolate?
Por la tarde. Yo asocio el chocolate a aquellas meriendas de la infancia. La única excepción es cuando el chocolate forma parte de algún guiso. Los calamares encebollados con chocolate que hace mi madre, por ejemplo. Eso es realmente delicioso. En cualquier caso, para mí el chocolate ha sido siempre un producto social. Lo tengo asociado, desde pequeño, a fiestas y encuentros. No soy de los que se comen una tableta a solas. No es un placer prohibido, sino una celebración del placer compartido.

Numon

El cuidado por la naturaleza y el respeto hacia ella nos cautiva, nos seduce y nos llena de sensibilidad. Crear a partir de materiales reciclados es el gran valor de Numon. Una idea deliciosa a la vez que brillante que nos ayuda a hacer nuestro día a día un poco más sostenible.

¿Qué te inspiró para crear tu proyecto?
El mundo del reciclaje y la sostenibilidad siempre me interesó, así que decidí iniciar mi proyecto basándome en estos dos principios.

¿Por qué crees que la naturalidad de tu proyecto puede llegar a ser realmente deliciosa?
En este mundo tan desnaturalizado y masificado, un poco de naturalidad puede llegar a endulzar nuestras vidas, aunque sea a través de un bolso o un accesorio. Nosotras intentamos poner un toque especial con nuestras piezas, que están hechas artesanalmente, cuidando los materiales y el proceso de creación y fabricación.

¿Cuál es tu momento favorito para comer chocolate?
Sin duda después de comer. Necesitamos un toque dulce para coger fuerzas para la tarde.